The New York Times apuesta por la realidad aumentada contra la contaminación

Quien soy
Alejandro Crespo Martínez
@alejandrocrespomartinez
Autor y referencias

resumen

  • Haga visible la contaminación con el New York Times

Una nueva visualización para dispositivos iOS ofrece realidad aumentada para descubrir la contaminación geolocalizada. Hacemos las presentaciones con un proyecto atractivo de The New York Times.

El célebre diario estadounidense lleva varios años confiando en la realidad aumentada para contar la historia del periodismo 2.0, pero la empresa se había desacelerado seriamente en los últimos meses. Buenas noticias, el cambio de estrategia fue a priori solo temporal.



Haga visible la contaminación con el New York Times

Es una publicación que resulta atractiva y prometedora cuando se trata de lo que el New York Times puede hacer en realidad aumentada. La experiencia denominada "Vea cómo el aire más contaminado del mundo se compara con el de su ciudad", vea cómo se comparan los lugares más contaminados del mundo con su ciudad, le permite ver la concentración de micropartículas, también conocidas como PM2.5, directamente a través de la aplicación de registro.

Hay cuatro ambientes disponibles. El primero corresponde a lo que la EPA (la agencia ambiental estadounidense) considera un ambiente saludable. El segundo te permite ver cómo están las cosas en la ciudad donde te encuentras. Los dos siguientes muestran casos extremos. El primero se refiere a la bahía de San Francisco después de los incendios de Camp Fire, el siguiente es la ciudad de Nueva Delhi, que se encuentra entre las peores ciudades del mundo desde el punto de vista de la contaminación del aire. Un concepto atractivo y aterrador pero, sobre todo, particularmente informativo. Una buena forma de visibilizar un problema especialmente importante que afecta a nuestra salud.





Añade un comentario de The New York Times apuesta por la realidad aumentada contra la contaminación
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.